Gracias también a la colaboración de más de cincuenta empresas isleñas, la jornada del sábado se transformó en una espectacular fiesta familiar. además de los puestos, hubo castillos hinchables para los más pequeños, desfile de moda infantil, cocina casera exquisita, tambores y un taller de zumba al que se sumaron todos los asistentes para divertirse bailando.

Sin duda se disfrutó de un ambiente grato y abierto entre amigos donde arrimaron el hombro por una buena causa: padres, alumnos, profesores y todas los que se sumaron para compartir un día inolvidable. Esta Asociación quiere mostrar su más sincero agradecimiento a Atlantis School y a todas las personas que hicieron posible que este acto se llevara a cabo. Pequeño Valiente admira este tipo de iniciativas en los centros escolares, ya que es muy importante concienciar a los niños y despertar en ellos valores como la empatía y la solidaridad.